“Querían deshacerse de mí y quedarse con mi hija” Chilena en Perú que fue secuestrada por su esposo y suegros

0
284

A pesar de que su esposo asegura ser inocente de todas estas acusaciones, al mujer decidió pronunciarse públicamente para hablar sobre su situación

 

Durante una entrevista en Contigo en la Mañana, una mujer brindó detalles sobre la amarga experiencia que vivió en manos de su esposo y suegros. La mujer se identificó como Viera Rivera Salazar, y aseguró que estuvo secuestrada por su marido en Perú durante cuatro años. El hombre lleva por nombre Giorgio Armas Gabrieli y perpetraba los abusos junto a sus padres.

VER TAMBIÉN = ¿Cuánto gana un Carabinero actualmente? La escuela tiene postulaciones abiertas (+DETALLES

Según las palabras de Viera, a quién le tenía mayor temor era a Julio Armas, padre de su marido. No sólo se trataba de los malos tratos verbales sino también los abusos físicos, de hecho, la mujer aseguró que él y su suegra deseaban deshacerse de ella en algún momento.

“Él me insultaba, me decía ‘malcriada’, ‘retrasada mental’, ‘eres ignorante’, ‘vienes de un bajo nivel social’ y otras palabras denigrantes para la mujer, que me da vergüenza decir en pantalla. También era xenofóbico” explicó Viera.

“A una vecina le comentaron que querían deshacerse de mí, pero que no sabían cómo. Ellos querían quedarse con mi hija, yo en el fondo era como su nana” añadió.

Julio también obligaba a la hija de Viera a que le dijera “Papá”, sin embargo la pequeña se sentía presionada ante la situación. La chilena explicó que era imposible que ellos no supieran que ella deseaba irse de la casa, luego de que éstos aseguraran que “desconocían” sus ansias por irse.

Estaba como atrapada, no hallaba cómo salir ¿De qué forma lo hacía? Pensaba ‘capaz que me caiga’, ‘no me van a ayudar’, ‘abajo hay otra reja, me van a detener” señaló.

10 día después de haber sufrido un aborto, la mujer fue rescatada luego de que una vecina denunciara la situación ante las autoridades. Relató que los individuos no quisieron que recibiera atención médica inmediatamente cuando comenzó a sangrar, además, no querían que recibiera una transfusión.

“Cuando vi a la policía quedé impactada, no lo podía creer, pensé ‘genial, llegaron’. El señor (Julio) se puso violento, no quería que me llevaran” confesó Viera. Posteriormente, la mujer pudo reencontrarse con su familia e irse a viir con su hija.

“Que tienen problemas mentales y que deben ir al psiquiátrico. Me hicieron mucho daño, son psicópatas” comentó con respecto a su esposo y suegros.

Gossipchile y Pagina 7

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí